Aikido: Qué es y beneficios

¿Quién creo el Aikido?

El Aikido es un arte marcial tradicional japonés que se basa fundamentalmente en el estudio del movimiento. El objetivo es lograr el máximo dominio del cuerpo y utilizar toda tu energía contra uno o más atacantes.

De hecho, el concepto fundamental es mantener el máximo control del equilibrio, recibiendo o anticipándose al gesto de ataque del oponente. El objetivo es cambiar la posición del oponente aplicando técnicas de palanca articular, percusión y lanzamiento (todas las formas de hacerlo caer, utilizando el peso del cuerpo).

Aikido

Con un entrenamiento constante, el aikidoka (practicante de aikido) desarrolla concentración, agilidad y aprende a moverse más rápido. Además, la práctica, con las manos desnudas o con armas, te permite desarrollar diferentes habilidades a la vez que te proporciona las claves para aprender a defenderte.

Aikido: Qué es

Ya en la traducción de la palabra aikido, se entiende que el aikido no es solo un sistema de lucha. De hecho, la palabra consta de tres caracteres:

  • Ki
  • Ai
  • Do

Por lo tanto, el nombre indica el concepto fundamental que subyace a la práctica y que enfatiza sus características únicas y extraordinarias dirigidas al desarrollo de las capacidades humanas internas y externas.

De hecho, quienes realizan técnicas de Aikido intentan unificar la expresión de su capacidad física a través del control de la mente que dirige y fortalece la acción real. Además, la armonía del movimiento de recibir un ataque debe estar «unida» con la fuerza agresiva del oponente en una especie de «unión» que dispersa las energías negativas para hacer prevalecer las positivas.

Beneficios del Aikido

Todos pueden practicar esta disciplina. De hecho, la práctica ayuda a desarrollar la agilidad, el equilibrio, la resistencia, la fluidez del cuerpo y la mente.

Beneficios fisicos

El Aikido tonifica todo el cuerpo y especialmente el cinturón abdominal, que es fundamental para la estabilidad y rotación de la pelvis.

De hecho, la respiración abdominal facilita una mejor ventilación y aumenta la capacidad pulmonar. La respiración debe ser lenta y profunda y, en el esfuerzo, se debe realizar una exhalación sónica para contraer el diafragma y ayudar a los practicantes a exhalar en el momento adecuado.

Además, la alineación de la espalda es clave para moverse en armonía. Entonces, con la práctica, fortalecerá los músculos de la columna y tendrá una espalda sana.

Además, es un entrenamiento completo que destaca

  • Músculos abdominales
  • Nalgas
  • Piernas
  • Espalda
  • Brazo 
  • Corazón. 

Beneficios mentales 

Además de todos los beneficios para el cuerpo, el aikido se practica en dos respetando la integridad del otro. Además, te enseña a manejar el estrés porque el espíritu de las artes marciales japonesas ayuda a recuperar la calma interior, expresando la personalidad sin constricciones.

Además, la convivencia durante el entrenamiento es una regla esencial que se practica en las sociedades de aikido.

Por lo tanto, practicar aikido sirve para:

  • Mejora tu salud.
  • Mejorar el equilibrio.
  • Aumentar la capacidad de autocontrol.
  • Aprovecha tu respiración al máximo.
  • Saber defender.
  • Aumentar la fuerza interior y la energía.
  • Mejorar la postura.
  • Desarrollar reflejos y velocidad.
  • Aumentar la autoestima.
  • Socializar.

Niños

Ayude a los niños a tomar conciencia de su propio cuerpo. El aprendizaje de aikido puede comenzar a los 7 años, de forma lúdica. Actividad sociable, favorece la coordinación, el equilibrio, el control, la lateralización, sin olvidar los valores morales: 

  • Educación.
  • Sinceridad.
  • El respeto.
  • Amistad.
  • Autocontrol.